Efecto rebote en la Depilación Láser, ¿Mito o realidad?

 

Según se tiene entendido la depilación láser puede provocar que el vello reaparezca de forma repentina y en mayor cantidad. Esta teoría no es del todo cierta, y aunque hace décadas fuese algo común, hoy en día la tecnología láser diodo ha escalado hasta convertirse en uno de los métodos más eficaces para conseguir una depilación definitiva. Te despejamos todas las dudas sobre el efecto rebote en la depilación láser. Sigue leyendo.

 

¿Qué es el rebrote en la depilación láser?

 

También conocido como efecto paradójico, el rebrote de vello con la depilación láser se produce cuando reaparece el vello en la zona tratada tras la sesión de depilación. Es un fenómeno poco frecuente, y normalmente sólo se produce en los casos en los que el láser tiene muy poca potencia o se utiliza aparatología obsoleta. Esta aparición anómala de vello suele darse en la zona facial y el cuello.

Aunque se dice que aparece más cantidad de vello cuando se produce el rebrote, esto es falso. El vello que crece es el mismo, solo que aumenta su grosor y se vuelve más oscuro, lo que aparenta mayor cantidad.

 

Posibles causas que provocan el efecto paradójico

 

Aunque se cree que el efecto rebote sólo se produce por culpa del láser, existen otros motivos de peso que producen que el vello de la zona facial crezca más grueso y oscuro.

Las posibles causas del efecto rebote no están vinculadas solamente con la depilación láser. Los cambios hormonales, problemas de hipotiroidismo o incluso la toma de ciertos medicamentos pueden provocar un aumento repentino de vello en algunas partes del cuerpo como la cara o el cuello, independientemente del método de depilación utilizado.

 

¿Es permanente el efecto rebote en la depilación láser facial?

 

Por supuesto que no. El efecto rebote es reversible y desaparece en el momento que se detecte la causa que lo produce. En el caso de la depilación láser facial, será tu especialista quien determine cómo ajustar el tratamiento y tus sesiones para conseguir eliminar el vello de la zona por completo.

 

Consejos para prevenir la aparición del vello en tu tratamiento láser

 

El tratamiento de depilación láser suele oscilar entre las 8-10 sesiones en el caso de las mujeres, y unas 10 ó 12 en los hombres. Tanto si acabas de comenzar como si ya llevas un gran número de sesiones, es importante seguir una serie de pautas para que tu tratamiento de depilación láser diodo sea 100% efectivo y se culmine en menos tiempo:

 

  • Exfoliación de la piel: Mantener una rutina semanal de exfoliación suave de la zona en la que estás recibiendo la depilación láser ayuda a que el vello se debilite y el folículo se desprenda, evitando así posibles pelos encarnados.
  • Hidratación profunda diaria: Es importante mantener la piel hidratada, esto ayuda a que al recibir cada sesión de láser no se irrite la piel. Además es primordial mantenerla protegida con crema solar de Factor alto.
  • Rasurado suave previo a tu sesión: A la hora del afeitado con cuchilla para acudir a tu sesión, hazlo siempre de forma suave, en dirección al crecimiento del vello y con material de un solo uso. Esto hará que el folículo se mantenga en las mejores condiciones para recibir el efecto del láser correctamente.

El efecto rebote en la depilación láser, aunque puede producirse en determinados casos, no tiene un respaldo científico que lo corrobore. La depilación láser es un método seguro y efectivo para la eliminación permanente del vello, siempre y cuando se realice de forma correcta y se sigan las recomendaciones del especialista. Con el número adecuado de sesiones según tu tipo de piel y vello, y los cuidados antes y después del tratamiento, es posible disfrutar de una piel suave y libre de vello en un corto plazo. Si te has decidido por el láser de diodo como tu método de depilación pero aún te surgen dudas, puedes pedir cita en tu centro SinVello! más cercano y te asesoramos personalmente.

Carrito de compra